Elogio del número redondo

El transcurrir incansable de las horas optó por negar su evidencia. Demasiado tarde.

Casuística del tiempo, vol. IV, cáp. XXI.

Muchas veces me detuve a pensar, rayando en la divagación, sobre la obsesiva necesidad de redondeo a la que se abandona con excesiva frecuencia el grueso de la gente.

Gracias a esta suerte de neurosis ecuménica, las cifras “redondas” nunca carecen de justificaciones (adulatorias o defenestrantes, según el credo, el ánimo o las circunstancias). Incluso, ante el colapso de nuestro entendimiento frente a valores extremadamente grandes (o pequeños), el redondeo (apuntalado por todo el andamiaje tecnológico que subyace a la notación científica, gran economizadora de espacio), nos proporciona el sustento para evitar el deshonor del desconcierto. Lo mismo podría afirmarse para el caso de la Historia, resultando cualquier proceso de esta índole mucho más digerible si viene en presentación decimal redondeada (la década infame, las guerras de los 30 y 100 años, y varios ejemplos más que no correlacionan su extensión temporal con su denominación, serían aproximaciones temporales para no ofender el sentido común).

No quisiera entrar en los aspectos cabalísticos asociados a los guarismos (redonditos o no tanto) por una cuestión de principios, desconocimiento y, sobre todo, temor a lo desconocido. Pero imagino que esta tendencia a la agrupación decimal también ha manipulado a varias de las disciplinas que se dedican al estudio de aquellos.

Me resultaría por lo menos grato que alguien, persona física o institución, me revelara los arcanos ocultos tras el arte de explicar todos los fenómenos mediante la manipulación de números redondos. En especial sería gratificante contar con una serie de postulados que fundamenten el hecho de calificar a esta etapa de mi vida, que mañana alegremente comenzaré a transitar sin mi venia,

“LA CRISIS DE LOS 30 AÑOS”

Desde ya, muchas gracias.

Anuncios

6 comentarios en “Elogio del número redondo

  1. ¡Feliz cumpleaños y feliz crisis!
    … si va a redondear, redondee por década y pospóngala hasta dentro de unos años. Capaz que después se olvida, la pasa de largo y se encuentra con la crisis de los 40.
    Que tenga un muy lindo día, beso y abrazo cumpleañeros

  2. ¡Feliz cumpleaños, ángel! No puedo ayudarte en el por qué, pero sí en el cómo: los años redondos vienen bien para hacer balance, corregir rumbo, arremeter con entusiasmo. O sea, no hay 30, 40, 50… sin crisis. Así que: agarrate catalina, porque esto recién empieza. Y de todas las crisis redondas… ¡es la más linda!

  3. Estimadas condesa y estrella: gracias por los saludos y las recomendaciones! Por ahora la “crisis” viene manejable, veremos como evoluciona…
    Nuevamente gracias, esta vez por pasear por estos lares con saludable frecuencia.

  4. Como canta la copla que remplaza en el Perú al “japi birdai”… Pa que lo acompañe mi cuate, le contrate un mariachi que en la madrugada se plantará bajo su ventana a cantarle “Tres horas antes del día”,

    Estas son las mañanitas que cantaba el rey David
    Hoy por ser día de tu santo te las cantamos aquí.

    Puedo decirle con la autoridad exacta de quién lo dobla en edad, que como ya le anticipo Estrella, esto recién empieza, pero mejora con los años… se vuelve peor. 😉

    (si no funciona pegue el link en su navegador :

    http://es.youtube.com/watch?v=Mj_V5AGxv44
    fraterno
    js

    Estas son las mañanitas que cantaba el rey David
    Hoy por ser día de tu santo te las cantamos aquí.
    Despierta mi bien despierta
    Mira que ya amaneció
    Ya los pajaritos cantan
    La luna ya se metió.

    ¡Qué linda está la mañana en que vengo a saludarte
    Venimos todos con gusto y placer a felicitarte!
    El día en que tú naciste, nacieron todas las flores
    Y En la pila del bautismo cantaron los ruiseñores.
    Ya viene amaneciendo ya la luz del día nos dió.
    Levantarte de la mañana, mira que ya amaneció.

    Volaron 7 palomas por toditas las ciudades
    Hoy por ser día de tu santo te deseamos felicidades.
    Ya viene amaneciendo ya la luz del día nos dió.
    Levantarte de la mañana, mira que ya amaneció.

    Despierta (nombre de la persona) despierta
    Paso el tiempo de dormir
    ya los gallos muy contentos cantaron kikirikí.
    Ya viene amaneciendo ya la luz del día nos dió.
    Levantarte de la mañana, mira que ya amaneció.

    Quisiera ser solecito
    para entrar por tu ventana
    Y darte los buenos días acostadita en la cama
    Ya viene amaneciendo ya la luz del día nos dio.
    Levantarte de la mañana, mira que ya amaneció.

    Quisiera ser un san juan quisiera ser un San Pedro
    para venirte a saludar
    con la música del cielo
    Ya viene amaneciendo ya la luz del día nos dio.
    Levantarte de la mañana, mira que ya amaneció.

  5. Sólo por la mención en algunos de tus post, de algunos párrafos de Soda y por tu Nick, ya ganaste mi amistad. Ya sé, no te sacaste la lotería…
    Feliz cumple y me tomé la atribución de enlazarte.
    Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s