Fricción

Quería explicar que

(de alguna manera extraña y hasta retorcida),

algo tenía sentido.

Entonces, cerrar los ojos y negar al otro

parecía lo único correcto.

Todo ocurrió en la eternidad de un momento

(algunos detalles se perdieron en lo abstracto de un simple recuerdo).

Una imagen que se disgrega en miles de partículas de tiempo.

Que el azar

(o el resabio de ese amor)

confunde con el sonido de tu ecos.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s